Saltar la navegación

3.- Análisis de las operaciones de depósitos.

Caso práctico

Imagen de Marta, la mejor amiga de nuestra protagonista Luna.
Imagen en la que se ven a Aitor y Markel tomando decisiones sobre determinados asuntos.

En la formación que está realizando Ainhoa sobre la valoración de los productos y servicios financieros, ha aprendido a trabajar con las cuentas corrientes y con las operaciones de descuento de efectos. Se trata de dos tipos de operaciones muy comunes en el día a día de las empresas. Ainhoa está comprobando como aplicar los conceptos teóricos a la realidad empresarial, lo cual le está ayudando mucho a comprender el funcionamiento de la empresa. Aitor y Markel no se separan de ella y la asesoran en todo momento, ya que esta parte de la formación requiere mucha destreza y concentración, debido a que está trabajando con la gasolina de la empresa, es decir, con el dinero que mueve la organización.

Al salir de la empresa, Ainhoa queda con su amiga Marta para tomar café. Marta se interesa por las prácticas de Ainhoa y ésta le cuenta que está realizando operaciones relativas a la valoración de cuentas corrientes y descuentos de efectos. En los próximos días comenzará a trabajar con las operaciones de depósitos. Marta le dice que ella tiene un dinero en una cuenta corriente y que su entidad financiera le ha ofrecido un depósito pero no sabe qué hacer. Marta le dice que se informe de todas las características del depósito para así enseñarle como calcular la rentabilidad que obtendría por esa inversión.

Tienes que tener muy claro que las empresas no pueden, o mejor dicho, no deben tener el dinero retenido, es decir, que han de mover o invertir el dinero con el objetivo de obtener una rentabilidad, un beneficio. Si una empresa no cumple con este principio básico de las finanzas, estará teniendo un coste de oportunidad muy elevado y dejará de obtener unas rentabilidades que puede necesitar en un futuro.

Las empresas invierten sus excesos de tesorería en diferentes productos financieros que puede encontrar en el mercado financiero. Igualmente, los particulares, como puede ser tu caso, cuando disponen de una cantidad de dinero importante y que no van a utilizarla durante tiempo, optan por buscar alternativas que les genere un rendimiento durante ese tiempo que no necesitarán dichos recursos económicos.

Una alternativa a los excesos de tesorería o liquidez que acabamos de comentar son los denominados depósitos o imposiciones a plazo fijo, que ya has estudiado en la unidad anterior. Ahora es el momento de afrontar el estudio del cálculo y análisis de estos productos financieros.