Saltar la navegación

PP07.- Función de almacenamiento.

Caso práctico

Chico moreno con camiseta blanca de letras.

Pablo es un chico de 20 años que trabaja como operario de almacén en la misma empresa que David, Ruben y Alba.

Cuando terminó la ESO empezó a estudiar Bachiller pero antes de finalizarlo decidió que no le gustaba estudiar y comenzó a trabajar como operario de almacén en la misma empresa que trabajaba su padre.

Como operario del almacén hace gran variedad de trabajos, desde la recepción, colocación, preparación y embalado de mercancías hasta la realización de inventarios.

No es el trabajo que él hubiera soñado, pero de momento está contento y le gusta, sobre todo porque cada día aprende algo nuevo y se lleva muy bien con sus compañeros.

Al principio tenía dudas porque no sabía exactamente en el tipo de trabajos que iba a tener que realizar y se preguntaba:

  • ¿Tendré que estar llevando cajas de un lado para otro todo el día?
  • Cuándo llega una mercancía al almacén, ¿qué se hace?, ¿se coloca en cualquier sitio?
  • Cuándo un cliente realiza un pedido, ¿qué se hace en el almacén?
  • ¿Por qué todas las estanterías son diferentes? ¿De qué depende?
  • ¿Podré conducir una carretilla elevadora? Pero, no todas son iguales, ¿en qué se diferencian?
A estas preguntas, y a otras, daremos respuesta a lo largo de esta unidad de trabajo.

En la unidad de trabajo anterior analizamos la gestión de stocks y aprovisionamientos, en esta actividad vamos a analizar la función de almacenamiento o gestión de almacenes.

Posiblemente te preguntes, ¿no es lo mismo?

Por ello, es fundamental el diferenciar cuales son las funciones de la gestión de stocks y cuales son las funciones de la gestión del almacenes.

Imagen con dos cuadros. En uno de ellos se pregunta qué cuándo, cuánto y a cuánto se almacena y así se responde a las funciones de la gestión de stocks; en el otro se pregunta cómo y dónde se almacena para responder a las funciones de la gestión de almacenes.